Lejanos sueños

Siento la pesadez de los días
machacando mi cuerpo,
y cronos resurge en venganza para devorar lo que me queda de aliento.

Ya no sé si son mis pensamientos
o el peso del tiempo
el que me empequeñece.
Y me voy hundiendo cada día un poco más
ahogándome en la realidad que me entristece.

Las noches parecen una tortura creada para el que intenta descansar,
y las mañanas se acobardan por lo que pueda llegar a pasar.

Ya no escucho el cantar de los pájaros,
y el cielo parece tener límite,
límite que mi capacidad
ha marcado,
haciendo que mis ojos,
mantengan vendados.

Ya no subo a las nubes
porque las encuentro lejanas,
y lo que fue mi realidad ahora es mi nada.

Pues vago en esta tierra
como quien camina en el desierto,
con la esperanza puesta en un efímero deseo,
que me hace ver el pasado
como el más hermoso momento,
olvidándome de los daños vividos,
tal vez porque ya no los siento.

Ahora las obras idealizadas
en papel
las ha quemado el invierno.
Y me ha convertido en una sombra más de las enajenadas
de este inútil mundo
en el me queda hacer equilibrios
para encontrar el rumbo
del camino en el que siempre me pierdo.

Liced Jaramillo
www.frentealespejo.tumblr.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s